Entradas recientes

Consejos básicos si vas a Comprar un Portátil estas navidades

14:20 13 noviembre in Comercio electrónico, Consultoria Informática, Noticias, Nuevos productos, Software de Gestión de Almacén, Software para iPad, Soluciones Bussines Intelligence
0 Comments

¿Cuánta memoria RAM necesitas? ¿Cuánto espacio de almacenamiento? ¿Importa realmente el procesador? He aquí las respuestas básicas ante tres simples cuestiones que tienes que tener en cuenta a la hora de comprar un nuevo portátil.

Ahora que se acerca la navidad y que muchos aprovechan para pedirle a los Reyes Magos o Papá Noel un nuevo ordenador portátil, sea para casa o para la oficina. Asaltan multitud de dudas que muchas veces nos resuelve “nuestro cuñado el informático”, o el vendedor temporal de turno de los grandes almacenes donde acudimos. Para que este año nuestro cuñado no se siente lo más lejos posible de nosotros en la cena de noche buena; o que el pobre estudiante de derecho metido a comercial de informática para poder hacerle un regalo a su novia estas navidades, no se le quede cara de reno ante sus técnicas consultas… Desde AS Software, le vamos a ofrecer gratis unos humildes consejos muy prácticos para la compra de su futuro portátil.

En primer lugar debemos saber que un tablet, iPad, o Smartphone grande no es un portátil. Un tablet puede ser un buen sustituto de un portátil si te dedicas únicamente a navegar por la web, leer correos electrónicos y revisar redes sociales. Pero, si tienes que hacer algún tipo de trabajo serio e importante, ya sea para los estudios o el trabajo, un portátil sigue siendo la mejor opción de compra, puesto que te da teclado, una pantalla más grande, más cantidad de almacenamiento y compatibilidad con las principales aplicaciones de software.

¿Qué tipo de portátil debes comprar y cuáles deben sus características y prestaciones? Se pueden resumir en cuatro:

1- Al menos, 4 GB de RAM

Cualquier dispositivo que tenga menos de cuatro gigas de RAM se comportará lentamente, así que no adquieras ningún portátil que no tenga, al menos 4 GB de RAM.

2- Si puedes, con SSD

SSD (solid-state drive) son unidades de estado sólido, no tienen partes móviles y, por tanto, son más rápidas, generan menos calor y consumen menos energía que un disco duro tradicional. Eso sí, pagarás más por ello y tendrás menos capacidad de almacenamiento, pero, ¿cuánta necesitas? Casi nadie consume más de 100 GB de capacidad.

Aunque 128 GB de SSD puede verse como un paso hacia atrás en comparación con un disco duro de 500 GB, los beneficios en rapidez que obtendrás compensan el precio de más que tienes que pagar por una SSD.

3.- Pantalla, el tamaño importa:

Las pantallas de hoy día en portátiles son la mayoría de ellas excelentes. En cuanto el portátil equipe una pantalla HD prácticamente te estás asegurando que el visionado de los contenidos será excelente, y podrás conectarlo a tu TV sin que percibas pérdidas de calidad importantes.

En este apartado, el tamaño es el rey. Dependiendo la movilidad que busquemos, nos deberíamos decantar por pantallas mayores o menores. Hay muchas personas que piensan que el portátil que tiene la pantalla más grande es el mejor. Esto no es así necesariamente, si necesitamos un portátil que vayamos a llevar todo el día colgado del hombro, primará el peso y el tamaño. Los portátiles con pantallas de 17” o superiores, se denominan transportables, no portátiles. Pero si queremos un ordenador que podamos mover de la habitación al salón o a la cocina, si podemos buscar que tenga una buena pantalla.

No olvidemos, sobre todo si compramos un pequeño portátil que podamos transportar con comodidad, que tenga salidas auxiliares de monitor, para que podamos enchufarlo cuando lleguemos al despacho a una pantalla más cómoda para trabajar. Así como poder efectuar presentaciones de empresa en reuniones, etc.

4- Probar antes de comprar

Aún puedes encontrar muchas tiendas donde podrás probar el producto antes de comprarlo. Puedes comprarlo simplemente basándote en especificaciones y precio, pero si puedes debes probar el portátil, especialmente su teclado y el trackpad. Y fíjate en la pantalla.

No hemos mencionado nada acerca del procesador. Al menos que hagas tareas como una gran edición de vídeo o jugar a juegos intensivos en materia gráfica, el procesador no debe ser el gran factor de compra, puesto que a día de hoy todos son muy rápidos.

Fuente: PCWorld

No hay Comentarios

Publica un Comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.